Un atrapasueño es más que una decoración para tu habitación. Este artilugio fue creado en una de las localidades norteamericanas más antiguas, Ojibwa, como un amuleto para ahuyentar todas las cosas malas que llegan a nosotros durante la noche mientras estamos en el mundo onírico, es considerado un objeto mágico y se suele colocar en la encimera de la cama, de manera que queda justo por encima de nuestras cabezas. ¿Quieres aprender a realizar este antiguo y hermoso amuleto? Estas de suerte, pues vamos a dar algunos tips básicos para hacerlos en casa.

En primer lugar, hacer un atrapasueños es totalmente sencillo, no conlleva demasiado materiales, estos son sumamente económicos y no necesitas mucho tiempo para hacerlos, con 30 minutos de tu tiempo ya tendrás tu atrapasueños personalizado. Toma nota y empieza a elaborar este objeto cuanto antes.

Materiales necesarios para el atrapasueños y fases de elaboración

Necesitas un aro, no importa si es de metal, plástico o madera, lo importante es que tenga una forma redonda para que se mantenga la esencia del objeto. También deberás adquirir un hilo grueso, una cuerda de cuero o de tela que sea de la tonalidad de tu preferencia, accesorios como cuentas, conchas de mar, flores, etc y plumas pequeñas o grandes de acuerdo a tus gustos.

Una vez que tengas todo esto, puedes comenzar con la primera fase de elaboración. Toma el aro y empieza a cubrirlo con la cuerda de cuero o de tela, es necesario que se cubra por completo para mantenerlo adornado y proceder con la segunda fase, la cual consiste en hacer la tela de araña que comprende el interior del atrapasueños.

Anuda el hilo en los extremos del aro, de manera que hagas un hexágono, vas a repetir este procedimiento invirtiendo el inicio, hasta que tengas la tela de araña totalmente creada solamente con el hilo anudado en sí mismo.

Tercera y cuarta fase de elaboración del atrapasueños

Corta algunos hilos y pegalos con las plumas, puede ser un hilo por pluma o varias de ellas, para cubrir un poco la unión de los materiales, procede a colocar las cuentas o cualquier material de bisutería que tengas a la mano para adornar.

Culminada esta fase, vamos a la última parte para tener listo el amuleto, solo tienes que anudar o pegas el hilo con las plumas justo en la zona inferior de tu atrapasueños casero y listo, ya tienes tu atrapasueños realizado.

Puedes ir practicando con materiales de otros colores y improvisar con la manera de hacer la tela de araña, después de todo, la practica hace al maestro y es tu creatividad la que toma protagonismo.

¡Comparte en tus redes sociales!

¡No olvides compartirnos tu opinión!